CÁMARA HIPERBÁRICA

¿Qué es la Cámara Hiperbárica?

Es un dispositivo en el que se aumenta la presión atmosférica hasta llegar a un nivel mayor al que nos encontramos normalmente, mientras el paciente recibe oxígeno a una alta concentración a través de una mascarilla.

 

El aporte de oxígeno a las células es mayor, produciendo efectos sobre el sistema vascular (aumento de los vasos sanguíneos, disminuye edemas, estimula liberación de células madres, aumenta actividad de los glóbulos blancos), esquelético (estimula la formación de colágeno, favorece la ontogénesis y reparación ósea), nervioso (mejora respuesta celular y de los neurotransmisores)

Cada caso se estudia una vez realizada la valoración, has de tener en cuenta que para que sea efectivo el tratamiento en un inicio se pueden hacer hasta 5 sesiones semanales, durante 3 o 4 semanas.

 

  • Acelerar la recuperación de lesiones.

  • Recuperación post-ejercicio.

  • Fomentar la creación de nuevos vasos sanguíneos.

  • Aumenta la eficiencia de los glóbulos blancos (lo que estimula el sistema inmunológico).

  • Activa la circulación sanguínea en zonas de compromiso vascular.

  • Mejora la reparación en lesiones o heridas persistentes.

  • Estimular la formación de hueso nuevo.

  • Reducir el edema o hinchazón.

 

La cámara hiperbárica esta contraindicada si tienes alguna de estas condiciones:

  • Neumotórax no tratado

  • Personas con infecciones de tipo respiratorio o viral agudo ni con enfisemas.

  • Está contraindicado en casos de sinusitis aguda

  • Embarazo

  • Cirugías de oído muy recientes

  • Personas con epilepsia

  • Evitar entrar en la cámara con procesos gripales severos o fiebre

  • No se recomienda a personas con claustrofobia o con mucha ansiedad

  • Hipertensión no controlada

 

 

El tratamiento con cámara hiperbárica tiene muy pocas complicaciones, principalmente lo que puedes sentir es molestias en los oídos debido a los cambios de presión. Para disminuir éstas molestias el terapeuta te indicará algunas técnicas que te ayudarán a manejar el efecto de la presión 

 

 

 

  • Fibromialgia

  • Diabetes, Pie Diabético

  • Parkinson

  • Artritis, Artrosis

  • Parálisis cerebral

  • Migrañas

  • Inflamación del colon, colitis ulcerosa

  • Escaras, Úlceras en Piernas y Pies Heridas

  • Fracturas y problemas de consolidación

  • Recuperación deportivas

  • Heridas Crónicas

  • Tinitus Reciente

  • Sordera Súbita

  • Esclerosis Múltiple